sábado, 4 de junio de 2011

¡Oh, si las flores duermen, qué dulcísimo sueño!

Degas.

Fatigada del baile,
encendido el color, breve el aliento,
apoyada en mi brazo
del salón se detuvo en un extremo.
Entre la leve gasa
que levantaba el palpitante seno,
una flor se mecía
en compasado y dulce movimiento.
Como en cuna de nácar
que empuja el mar y que acaricia el céfiro,
tal vez allí dormía
al soplo de sus labios entreabiertos.
Oh, quién así, pensaba,
dejar pudiera deslizarse el tiempo!
¡Oh, si las flores duermen,
qué dulcísimo sueño!


¡Qué hermoso es tras la lluvia
del triste otoño, en la azulada tarde,
de las húmedas flores
el perfume aspirar hasta saciarse!
...


Foto tomada de "En un acorde azul"

¿Cómo vive esa rosa que has prendido
junto a tu corazón?
Nunca hasta ahora contemplé en el mundo
junto al volcán la flor.

...
Tu pupila es azul, y cuando lloras,
las trasparentes lágrimas en ella
se me figuran gotas de rocío
sobre una vïoleta.
...



...
Volverán las tupidas madreselvas
de tu jardín las tapias a escalar
y otra vez a la tarde aun más hermosas
sus flores se abrirán.

Pero aquellas cuajadas de rocío
cuyas gotas mirábamos temblar
y caer como lágrimas del día...
ésas... ¡no volverán!
...



Si al mecer las azules campanillas
de tu balcón,
crees que suspirando pasa el viento
murmurador,
sabe que oculto entre las verdes hojas
suspiro yo.
...



Cuando sobre el pecho inclinas
la melancólica frente,
una azucena tronchada
me pareces.

Porque al darte la pureza,
de que es símbolo celeste,
como a ella te hizo Dios
de oro y nieve.


Es tu mejilla temprana
rosa de escarcha cubierta
en que el carmín de los pétalos
se ve al través de las perlas.


Las flores , en las "Rimas", juegan  un importante papel: vehículos o testigos del amor  o  la mujer amada misma. Estas son algunas del jardín de Bécquer: campanillas azules , rosas, madreselvas, violetas y azucenas.


¡Oh, si las flores duermen, qué dulcísimo sueño!


Un abrazo para todos los que pasáis por aquí de:

María Ángeles Merino

Pedro Ojeda dice en "La acequia":

Mª Ángeles Merino, Abejita de la Vega, nos sorprende con una excelente selección comentada e ilustrada con las flores becquerianas. No os lo perdáis.


12 comentarios:

Merche Pallarés dijo...

Preciosas rimas y preciosas flores. Muchos besotes, M.

pancho dijo...

Bécquer se vale de la sinfonía de colores para amansar la furia de la realidad mostrenca. Funde su cromatismo con la música de las palabras para crear su poesía, tan próxima al cante de su tierra.

Original selección de versos e imágenes.

Un abrazo.

Asun dijo...

Yo aún no he empezado con la lectura, pero ya veo que está bien florida, como corresponde a este tiempo primaveral.

Besos

Aldabra dijo...

has hilvanado muy bien las rimas y las flores.
versos dedicados a sentimientos sencillos, a contemplaciones.

biquiños,

Paco Cuesta dijo...

Rimas ilustradas.

Ele Bergón dijo...

Flores, flores de todos los colores que en principio sugieren alegria y sin embargo Becquer es todo nostalgia.
Un abrazo

Luz

Marina dijo...

Los suspiros son aire y van al aire. Las lágrimas son agua y van al mar...
yo sentiré tus flores en sus rimas
para encontrar de nuevo su caudal...

Un abrazo que sabe a donde va.

don vito andolina dijo...

Hola, la belleza vive en este blog, y nos ilumina con estas profundadas luces plasmadas en letras, si te va la palabra elegida, la poesía,te espero en mi casa, un placer,es,
http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
gracias, buen martes, besos sinuosos..

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Qué acertada esta selección comentada e ilustrada con las flores becquerianas. Excelente idea, querida amiga, excelente.

Kety dijo...

Que buen ramillete de rimas.

Besos

Euphorbia dijo...

Muy bonito, me encantó.
Un saludo

Abejita de la Vega dijo...

Merche: belleza de las palabras y belleza de las flores.

Pancho: menuda realidad monstrenca tuvo que abordar el pobre GAB. Colores y sonidos de Andalucía.

Asun: es una lectura muy primaveral...

Aldabra: unas puntadas y ya está.

Paco: ilustradas con los colores de la Naturaleza.

Luz: era todo nostalgía, no era la alegría de la huerta, pobre Gustavo, qué vida la suya.

Marina: tu comentario parece una nueva rima...

Don Vito: gracias.

Pedro: las flores son buenas guías...

Kety: ramillete de rimas, buena definición para mi entrada.

Euphorbia: bella flor la euphorbia, Bécquer no sé si la conoció.

Besos